Variantes culturales de la comunicación no verbal


Recordemos que la comunicación no verbal es comúnmente utilizada para describir todos los eventos de la comunicación humana que trascienden la palabra escrita o hablada. De tal manera que este tipo de comunicación se refiere a la manera en que las
personas nos comunicamos por medio del uso de movimientos corporales (kinésica), el paralenguaje, la presentación personal y el ambiente físico (proxémica).

La comunicación no verbal tiene algunas variantes en función de la cultura a la cual se pertenezca. En este sentido Verderber (2005) hace referencia a las variantes culturales en los movimientos corporales, variantes culturales en la presentación personal y
variantes culturales en el control del ambiente.

A continuación describimos brevemente a cada una de estas variantes:

a. Variantes culturales en los movimientos corporales.


Se refiere a las diferencias culturales en los movimientos corporales que están bien
documentados:

  • . CONTACTO VISUAL. En las culturas occidentales, las personas esperan que sus interlocutores los .miren a los ojos.. Sin embargo Samovar y Porter (2001) citado en Verderber (2005), enfatizan que no siempre el contacto visual directo es universalmente apropiado, debido a que en algunas culturas se considera descortés. Por ejemplo, en Japón, las personas dirigen la mirada a un punto alrededor de la manzana de Adán; los chinos e indonesios bajan la mirada como señal de deferencia, ya que para ellos demasiado contacto visual directo es indicador de malos modales. En contraste, los árabes demuestran un profundo interés en su interlocutor cuando lo observan deliberadamente y por largos periodos de tiempo.
  • GESTOS, MOVIMIENTOS Y EXPRESIÓN FACIAL. Diversos estudios han demostrado que existe una gran similitud en la comunicación no verbal de las distintas culturas. Por ejemplo, levantar ligeramente una ceja comunica reconocimiento; arrugar la nariz o poner cara de disgusto muestra algún tipo de repulsión. De acuerdo a Samovar y Porter (2001) existen al menos seis expresiones faciales (felicidad, tristeza, miedo, cólera, disgusto y sorpresa) que tienen el mismo significado básico en todo el mundo. Los gestos tienen distintos significados en función de las diferentes culturas, por ejemplo: En estados Unidos y México, formar un círculo con el pulgar y el índice, es señal de que todo está bien; en Francia significa cero, o carente de valor; en Japón es símbolo de dinero; en algunos países árabes es una maldición y en Alemania, Brasil y Australia es un gesto obsceno.

b. Variantes culturales en la presentación personal.


De acuerdo a la cultura a la que pertenecemos, tenemos cierta presentación personal en cuanto a complexión, indumentaria y arreglo personal, el contacto físico y la manera en que distribuimos el tiempo.

  • . COMPLEXIÓN. Es una de las primeras características que más se percibe de una persona. La complexión, de acuerdo a Verderber (2005) se puede clasificar en tres tipos básicos: endomorfo, mesomorfo y ectomorfo. La figura endomorfa es suave, redonda y obesa con frecuencia son considerados lentos, sociables, dependientes y relajados; la figura mesomorfa es muscular, angular y sólida, se consideran dominantes, confiados, vigorosos, competitivos, asertivos, de temperamento fuerte, estusiastas y optimistas; la figura ectomorfa es larguirucha, frágil y delgada, de manera general son tensos, tímidos, meticulosos, precisos, sensibles, desgarbados e introvertidos. En el mundo occidental, la idealización de la complexión ectomorfa para las mujeres ha contribuido al incremento de los desórdenes alimenticios; mientras que la idealización de la figura mesomorfa para los hombres ha llevado al peligroso uso de esteroides. Sin embargo, las preferencias de complexión varían según cada cultura.
  • INDUMENTARIA Y ARREGLO PERSONAL. En función de la cultura y del ambiente que las rodea las personas eligen la indumentaria y otros tipos de arreglo personal para comunicarse y por supuesto para diferenciarse de los demás e identificarse con grupos específicos. Así podemos encontrar personas desde modas .retro. hasta estilos hip-hop, desde el cabello azul y el color verde de las uñas hasta cortes de cabello extravagantes; desde tatuajes hasta perforaciones etc.
  • CONTACTO FÍSICO. Se refiere al uso de manos, brazos y otras partes del cuerpo para dar palmaditas, abrazar, abofetear, besar, pellizcar, golpear, sujetar y hacer cosquillas entre otros, con los que comunicamos una gran variedad de significados. Según Gudykunst y Kim (2003) citado en Verderber (2005) las diferencias en el contacto físico están ligadas a la cultura. En algunas culturas, como la latinoamericanas, mediterráneas y árabes tener mucho contacto físico es algo normal; en la cultura occidental, nos damos un apretón de manos para mostrarnos sociables y respetuosos, le damos una palmadita en la espalda a una persona para apoyarla, abrazamos para demostrar afecto; mientras que en otras culturas como las del norte de Europa y en la mayoría de las culturas asiáticas, el contacto físico es muy escaso. Las personas difieren en la manera en que establecen el contacto físico y también en la forma en que reaccionan ante tal contacto. Cabe destacar que a algunas personas les gusta tocar y ser tocadas a otras no.
  • EL TIEMPO. Un aspecto importante a considerar acerca de las diferencias culturales es el que tiene que ver con la percepción que se tiene acerca del tiempo por las diferentes culturas. Por ejemplo, en Estados Unidos la puntualidad es un imperativo cultural dominante, el tiempo se considera un recurso escaso para ser .disfrutado., .ahorrado., .presupuestado., no .desperdiciado., ven el tiempo monocrónicamente; es decir, lo consideran .seccionable., irreversible y de una sola dimensión, por lo que programan un evento a la vez. Mientras que para las personas que provienen de otros ambientes culturales como Latinoamérica, Asia o el Medio Oriente, tienden a ver el tiempo policrónicamente; es decir, lo consideran continuo y se comprometen en varias actividades al mismo tiempo. Para ellos el concepto de .llegar tarde. no se considera tan grave.

c. Variantes culturales en el control del ambiente


Verderber (2005) afirma que también nos comunicamos de manera no verbal a través del ambiente físico en el cual ocurren nuestras conversaciones. El autor menciona que los principales elementos del ambiente sobre los que podemos tener cierto control, ya sea al construirlos o al seleccionarlos, son: el espacio que ocupamos, la temperatura de los alrededores, los niveles de iluminación y los colores que se utilizan en la decoración de interiores.

  • . EL ESPACIO. Incluye tanto las estructuras permanentes como el espacio informal que separa a los participantes. Se consideran estructuras permanentes las construcciones en las que vivimos y trabajamos así como los objetos movibles dentro de ese espacio. Es importante mencionar que tanto las características de las construcciones así como las características y la forma en que están acomodados los diferentes muebles y objetos trasmiten una imagen determinada, es decir también comunican algo. Verderber (2005) cita el siguiente ejemplo: una oficina en la que el jefe se sienta detrás del escritorio y la silla del empleado se encuentra del otro lado del mismo, parece expresar .hablemos de negocios, yo soy el jefe y tú eres el empleado.. En cambio si la silla del empleado se encontrara al lado del escritorio (lo que crea una ausencia de una barrera formal), la decoración diría: .no te pongas nervioso, sólo vamos a conversar. Como es de esperarse, los ambientes en que la gente se siente cómoda dependen de su origen cultural. Por ejemplo, Estados Unidos cuenta con un extenso territorio, muchas personas viven en casas individuales o en departamentos grandes. En Japón y en algunos países europeos que cuentan con un territorio menos extenso las personas viven en espacios que los estadounidenses considerarían reducidos. También existe lo que algunos autores llaman espacio informal. Éste es el espacio (distancia) que guardamos con respecto a nuestros interlocutores en el momento en que nos comunicamos. En la cultura occidental, principalmente norteamericana cuatro distancias concretas representan lo que la mayoría de las personas consideran correcto y cómodo (Hall, 1969) citado en Cantú (1999):
    • Distancia íntima: hasta 46 cm de separación son los apropiados para conversaciones entre personas allegadas (amigos o familiares). Los ingleses suelen tener un espacio mayor y evitan el contacto físico, en cambio para un latino la distancia social de amistad, compañerismo o que indique relación de familia, suele ser muy corta o nula. En estas culturas cuando una persona extraña invade este espacio (íntimo) y se acerca mucho a su interlocutor, normalmente éste último se sentirá incómodo.
    • Distancia personal: de 46 cm a 1.20 m para conversaciones casuales.
    • Distancia social: de 1.20 a 3.60 m, para entrevistas de trabajo, negocios, consultas etc.
    • Distancia pública: más de 3.60T
  • TEMPERATURA, ILUMINACIÓN Y COLOR:Estos tres elementos del medio ambiente envían mensajes que afectan la comunicación, por ejemplo la temperatura puede estimular o inhibir la comunicación al alterar el humor de las personas y al cambiar sus niveles de atención; la iluminación también añade sentido a los mensajes, las luces brillantes estimulan la actividad y las conversaciones ruidosas, en cambio las luces suaves calman y tranquilizan estimulando conversaciones más serias y apacibles; en lo que se refiere al color puede estimular reacciones tanto emocionales como físicas, se han realizado investigaciones y se ha demostrado que el rojo emociona, el azul conforta y tranquiliza, el amarillo anima y mejora el humor. En cuanto a diversidad, las personas también diferimos en sentirnos cómodos a determinados grados de temperatura. La gente que proviene de climas más cálidos puede tolerar más el calor que la gente que proviene de climas fríos. Incluso, tal como menciona Verderber (2005) los significados que asignamos a los colores también varían en función de la cultura y de la religión. Así por ejemplo, en la India el blanco y no el negro, es el color que se usa para los duelos; mientras que una novia hindú se viste de rojo.




◄Anterior: Variantes culturales de la comunicación verbal
►Siguiente: Diversidad de género
▼Volver al menú